Contiene cadenas de aminoácidos ramificados (BCAA), que ayudan a incrementar la masa muscular.
  Fuente de proteína natural sin esteroides para deportistas y personas sometidas a grandes esfuerzos físicos.
  Evita el estrés, agotamiento fisico y mental
  Complemento Nutracéutico de alto valor biológico ideal como fuente energética metabólica para músculos y tejidos.
  Suprime la proteólisis por su alto aporte de aminoácidos ramificados de cadena corta (L-Leucina, L-isoleucina y L-valina)
  Complemento ideal para compensar el consumo energético en las fases de ejercicio intenso.
  Ayuda a quemar grasas y convertirlas en energía y masa muscular.
  Contribuye al óptimo funcionamiento del sistema nervioso y es ideal en el manejo de pacientes con estrés, agotamiento y síndrome de fatiga crónica

CARMYL REGENERADOR DE TEJIDOS

Producto rico en aminoácidos como, Arginina considerada un aminoácido esencial para restaurar tejidos, Taurina y Colina, que colaboran en la adecuada formación de músculo, así como en el óptimo funcionamiento del Sistema Nervioso Central. Además contiene Glicina, Cobre, Zinc, Calcio, Alfa Tocoferol Acetato de Vitamina E, Beta Caroteno, Vitamina C, Pantotenato de Calcio, Antioxidantes y Oligoelementos. Carmyl ayuda para que el cuerpo libere la hormona del crecimiento, beneficiando los procesos de regeneración celular, cicatrización de tejidos y aumento de la masa muscular. Es una gran ayuda para FORMAR, TONIFICAR y FORTALECER los músculos y reconstituir tendones y ligamentos. También apoya algunas funciones sexuales.

La hormona de Crecimiento humana es almacenada en la glándula pituitaria y el organismo la libera en respuesta al sueño, el ejercicio y las dietas de restricción alimentaria. El consumo de los aminoácidos contenidos en Carmyl incrementa la producción de dicha hormona en el organismo.


OMEGA 3 y 6, EN LAS DIETAS DEPORTIVAS

Aunque muchas dietas y regímenes sugieren eliminar la grasa por completo, a la hora de intentar conseguir una alimentación adecuada, un porcentaje de grasa es necesario y vital para mantener al cuerpo nutrido adecuadamente. Lo que es necesario aclarar es que no todas las grasas son iguales. Algunas son más saludables que otras.

Las grasas que son necesarias son las llamadas ácidos grasos esenciales y si se consumen de la manera correcta incluso pueden ayudar a mejorar el rendimiento deportivo. Los ácidos grasos esenciales son el ácido linoléico y el ácido alfa linolénico (OMEGA 3), ambos son esenciales debido a que nuestro cuerpo no puede generarlos por sí solo.

Cuando se consume el ácido linoléico el cuerpo lo utiliza incluso para producir otras grasas también necesarias como el ácido gamalinolénico y el araquidónico. Este conjunto de ácidos (el linoléico y los producidos a partir de él) forman el grupo de los ácidos grasos omega- 6. Este puede obtenerse a partir de alimentos como aceites vegetales y productos animales. Cuando, por otra parte, se consume el ácido alfa linolénico, el cuerpo lo utiliza para producir ácidos eicosapentanoico y docosahexaenoico; ambos forman la familia de ácidos omega-3 y se pueden adquirir a partir de pescados de agua fría como trucha y salmón, ciertos aceites y frutos secos.

A esta altura seguramente usted se estará preguntando para qué es todo esto. Así como es necesario consumir calcio, hierro, vitaminas y otros nutrientes para funcionar bien, es también preciso obtener suficiente omega-3 y omega-6 de los alimentos o suplementos dietarios para que el cuerpo se desempeñe adecuadamente. De todos modos es importante decir que si uno desea conseguir un rendimiento físico y deportivo óptimo, deberá consumir las proporciones adecuadas de cada ácido, es decir, es esencial consumir cinco veces más de omega-6 que de omega-3.

¿QUE EFECTOS TIENE LA HORMONA DEL CRECIMIENTO?

  Ayudar a quemar grasas y convertirlas en energía y músculos.

  Aumentar la resistencia a las enfermedades.

  Acelerar la curación de las heridas.

  Ayudar en la reparación de los tejidos.

  Fortalecer los tejidos conectivos para tener tendones y ligamentos más saludables.

  Potenciar la síntesis de proteínas para obtener mayor masa muscular.

  Mientras otras hormonas estimulan al organismo a almacenar grasas, la hormona de crecimiento actúa como movilizador de las mismas, ayudando, no solamente a lucir una figura esbelta sino también a tener más energía.


Cuando entrenamos fuertemente y comienzan a doler nuestros músculos y articulaciones es más recomendable consumir más omega-3 que omega-6.

Carmyl es el complemento ideal en las dietas de los deportistas y personas sometidas a grandes esfuerzos físicos y mentales. Otro beneficio: el peso corpora.l Además de favorecer a la disminución del dolor articular, la hinchazón y acelerar la recuperación deportiva, consumir omega- 3 y omega- 6 en concentraciones adecuadas produce beneficios en la composición corporal. Cuando se realiza una dieta para perder grasas y se la acompaña con una rutina de ejercicios se aclara que solo es necesario perder grasas y no masa muscular, y que el peso de la masa muscular es mayor que el de la grasa.

Está comprobado que consumir más omega- 3 y menos omega- 6 protege al corazón de tres maneras: Primero reduce los coágulos sanguíneos que pueden dificultar el aporte de sangre al corazón. Segundo inhibe la formación de depósitos grasos que reducen las paredes de las venas llegando incluso a taparlas produciendo un ataque cardiovascular debido a la disminución de los flujos de sangre y oxígeno que deben ir hacia el corazón. Tercero: disminuyen la cantidad de grasas que circulan por la sangre que podrían generar tanto embolias como infartos. Carmyl aporta proteínas de alto valor biológico para incrementar, mantener y tonificar la masa muscular y evitar el desgaste físico.